amsterdam

Lugares imprescindibles que se deben visitar al ir a Holanda

Al visitar Europa uno de los destinos que se debe tener agendado en el itinerario turístico es sin duda alguna, la multicultural Holanda. Tan solo en su capital, Ámsterdam, hay muchos lugares que visitar y la mejor manera para hacerlo es a través de un servicio free tour por Ámsterdam.

Es importante aclarar que el concepto de free tour no se trata de una “gira o tour gratuito” ya que al final del recorrido, el turista en base a la experiencia vivida, pagará lo que considere justo (por lo general la tasa es entre 10 a 20 euros). En cuanto al servicio en sí, el más reconocido a nivel mundial es GuruWalk el cual cuenta con la comunidad más grande.

¿Qué visitar en Ámsterdam?

Además de su liberalidad, Ámsterdam también es conocida por ser una ciudad muy amigable con los ciclistas, sus mercados de flores (destacando los tulipanes), y por contar con numerosos canales. De hecho, hay quienes consideran a la capital de Holanda como la “La Venecia del Norte.”

Sin duda, Ámsterdam es una de esas ciudades que enamoran “apenas se pone un pie encima” y de las cuales se querrá vivir allí por siempre. A continuación, mencionaremos algunos de los lugares de Ámsterdam que no deben dejarse pasar por alto al visitar.

Los canales de Ámsterdam 

La capital de los países bajos cuenta con más de 100 kilómetros de canales los cuales son atravesados por más de 1.000 puentes y por si fuese poco, se estima que hay más de 2.000 edificaciones sobre ellos (incluyendo parte del casco central de la ciudad). Es por esta razón que llamar a la ciudad “la Venecia del Norte” no es por pura exageración.

El centro de la ciudad está rodeado por varios canales, destacando, sobre todo el Prinsengracht, Herengracht, Keizersgracht y Singel. Entre los cuatro canales anteriores, el Herengracht suele ser el más turístico de todos ya que muchas de las casas más pintorescas y señoriales de Ámsterdam, se encuentran a lo largo de su recorrido.

Lo idóneo para recorrer estos canales es hacerlo a través de un crucero ya que estos dan otra perspectiva de disfrutar el paisaje. En caso de querer recorrer estos canales por tierra, no hay nada mejor que hacerlo en bicicleta y cruzar sus numerosos puentes. Recorrer los canales en bicicleta brindan la oportunidad también de tomarse unas copas en una de las tantas terrazas que dan con vistas espectaculares a los mismos.

Museo Van Gogh (h3)

Para los amantes del arte, este debe ser uno los sitios obligatorios a donde ir cuando se visite Ámsterdam. Este museo alberga más de 200 pinturas y 400 dibujos del famoso pintor holandés Van Gogh las cuales datan de diferentes períodos. Entre las obras más famosas que se encuentran en este museo están: “Los girasoles”, “Almendro en flor”, “La recámara de Árles”, “El sembrador” y “Los comedores de patatas”.

La entrada para el museo ronda los 20 euros, aunque si se dispone de la tarjeta I amsterdam City Card, la misma no tendrá costo alguno. La recomendación para visitar este sitio es hacerlo con un guía especializado en temas de artes.

Rijksmuseum de Amsterdam 

Es el museo más conocido de Holanda y uno de los más visitados de Europa, con una estimación anual de visitantes de más de 2 millones de personas. El museo nacional de Ámsterdam cuenta con más de 7 millones de obras y varias de ellas pertenecen a reconocidos artistas como: Rembrandt, Johannes, Vermeer o Frans Halls.

Recorrer este museo es como transitar por la historia del país desde su edad media hasta el último siglo pasado. En el sitio también se exponen numerosas colecciones de cerámicas pertenecientes a Delft. El Rijksmuseum se encuentra en la llamada “Museumplein” y se localiza muy cerca del popular Museo Van Gogh.

En el exterior del museo se encuentran las famosas letras “I amsterdam” (que ahora son itinerantes) en donde miles de turistas se toman una foto con la finalidad de compartirlas en sus redes sociales y tenerla como recuerdo. Es importante reseñar que debido a la popularidad que tienen estas letras, es bastante difícil tomarse una foto solo con estas letras.

El Barrio Rojo 

Resulta ser una de las zonas más visitadas y seguras de Ámsterdam, a pesar de que muchos turistas creen inicialmente que se trata de un lugar inseguro por aquello de “zona o barrio rojo”. En este sitio, los visitantes podrán comprobar lo liberal que es la sociedad holandesa pues se encontrarán con los llamados “coffee shops” donde se puede consumir libremente las llamadas “drogas blandas” tales como la marihuana.

Pero el centro de atención del barrio rojo no son precisamente sus coffee shops sino sus “sex shops” los cuales atraen si o si a los visitantes con sus atractivas luces rojas de neón. En estos escaparates con luces rojas, los turistas se encontrarán con prostitutas (un trabajo que está legalizado en Holanda) las cuales les ofrecerán sus servicios. Hay que tener muy en cuenta de que está prohibido fotografiar tanto a las mujeres como a los escaparates donde trabajan.

Irónicamente en este barrio rojo también se localiza la Oude Kerk (primera iglesia de la ciudad) y la primera calle de la ciudad (Warmostraat).

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *