bosque

Bebidas típicas a probar en Buenos Aires

La Capital de la República Argentina es uno de los puntos de encuentro de las gastronomías mundiales más interesantes de América Latina, ya que en esa ciudad confluyen las culturas europeas producto de las grandes oleadas inmigratorias, así como los criollos que le dieron su impronta muy particular a una gastronomía que tienen algunas de las bebidas e infusiones más ricas del continente.

La gastronomía nacional es una de las principales razones por las que muchos turistas deciden visitar Buenos Aires y algunos otros puntos del país como las bodegas cuyanas. Es que resultan un placer desconocido para muchos y que en el caso de los turistas europeos o incluso del mismo continente, se encuentran probando platos y bebidas que en muchos casos despiertan esos genes dormidos del sabor que muchas veces desconocemos que los tenemos hasta que probamos un plato que nos despierta las vivencias de nuestros antepasados.

Esto lleva por ejemplo, a que muchas personas vayan al famoso “Caminito” del barrio de La Boca en la ciudad de Buenos Aires, a probar un plato de tallarines con vino tinto servido en un pingüino de cerámica, algo que a simple vista parecería bastante común y hasta “ordinario”, pero que esa pequeña pizca de sabor oculta en las manos de los inmigrantes que pusieron ese restaurante de pasta ahí hace que lo común pase a ser extraordinario.

Algo similar sucede con las bebidas, donde las mezclas y las posibilidades que se dan de algunos productos “comunes”, hacen que la impronta argentina les brinde un toque mágico que de otra forma no tendrían, como el aperitivo italiano Fernet, que mezclado con bebida de cola y hielo resulta en algo maravilloso. Claro que si no tenemos muchas ganas de salir a probarlo, podemos experimentar en el hotel o donde estemos parando, gracias a que ahora plataformas online como la de PedidosYa realizan delivery de bebidas a domicilio, una gran ventaja si el clima no acompaña o simplemente si no tenemos muchas ganas de salir esa noche. Sin más, veamos algunas de las bebidas más interesantes a probar en Buenos Aires:

  • Mate: un producto importado de los originarios del norte del país, que se consume además en Paraguay, Uruguay y hasta Chile. Se lo suele tomar en rondas y brinda una buena cuota de energía.
  • Submarino: leche bien caliente con una barra de chocolate de taza, que resulta ideal para acompañar a un par de medialunas de manteca, en esas mañanas frías del preotoño.
  • Café con leche: uno de los clásicos del desayuno porteño, acompañado también con facturas o tostadas, algunos le dan su toque particular con diseños de barista como Carlos Gardel o el icónico Che Guevara.
  • Amargo Obrero: una bebida aperitiva producto de los obreros y la gente más humilde del país, que produjo un aperitivo barato pero muy rico, que puede acompañarse de una bebida de cola.
  • Quilmes: una de las cervezas más icónicas del país, ideal para refrescarse en una noche de mucho calor, o bien para acompañar una de las maravillosas pizzas que se preparan en la Capital Federal.
  • Vino Malbec: uno de los referentes mundiales del vino argentino, producto de las tierras mendocinas, es una de esas delicias que no se puede dejar de probar. Ideal para acompañar una picada o bien para degustar los famosos quesos argentinos.
  • Fernet con Coca: sin dudas una de las bebidas favoritas de los jóvenes adultos, un excelente aperitivo para probar antes de comer, o bien para disfrutar si salimos alguna noche a uno de los tantos pubs nacionales.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *